Amar educa, dar multiplica

Con el lema “amar educa”, estamos celebrando la XX Bicicleteada Solidaria, una hermosa oportunidad para unirnos como comunidad educativa, en pos de formar a nuestros niños y jóvenes en un valor tan esencial como lo es la solidaridad.

Al cumplir estos 20 años, quisiera aprovechar la oportunidad para hacer memoria del camino que hemos recorrido. En primer lugar, merece nuestro agradecimiento la Comisión de padres, “Familia Verbita”, que participa activamente apoyando las actividades extracurriculares del colegio, complementando con diversas propuestas, la formación integral que busca brindar el colegio.

En esta edición del Info Roque, quiero dar gracias especialmente, a tantos padres que han sido parte de nuestra comisión de padres y se han comprometido con las actividades solidarias durante todos estos años.

Gracias a los alumnos de 5º año de diferentes Promociones, que año a año, han custodiado la imagen de San Roque González con orgullo, animando a los demás alumnos del colegio, su compromiso y participación activa han sido ejemplo para toda nuestra comunidad.

En todo este tiempo, hemos sido bendecidos por el apoyo de muchas familias y empresas que siempre se han hecho presentes en las actividades solidarias del colegio y han sido constantes durante estos 20 años, acompañando cada una de las iniciativas.

Trabajar juntos, docentes, alumnos, familias, empresas y organismos públicos, hace que la educación vuelva a ser la clave de una sociedad en la que se continúen fomentando valores.

Así empezó la primera Bicicleteada, como una actividad deportiva por la iniciativa del Sr. Guillermo Espinoza, a quien afectuosamente llamamos “Padre de la Bicicleteada”, que se transformó en un evento característico del Roque, abierto a la comunidad en general. La idea de colaborar con el Hogar de niños Antonio Sepp en el año 2000, por la iniciativa de la comisión de Padres coordinada por la Sra. María Bower, hizo que la Bicicleteada se volviera Solidaria. Este apoyo fue extendiéndose, llegando hoy en día a una docena de Hogares y comedores, gracias al aporte de toda la comunidad.

Con el transcurrir del tiempo, hemos tenido cambios también en el recorrido. Comenzamos atravesando la ciudad y hoy pasamos por la hermosa costanera y el acceso sur, haciendo que la actividad deportiva sea una oportunidad para compartir entre todos y celebrar juntos la solidaridad.

Creo que el compartir juntos durante 20 años la Bicicleteada, nos enseña la importancia de poner palabras al deseo de brindarnos al otro desde el amor, desinterés y entrega, uniéndonos y compartiendo desde los que podemos dar, para que otros vivan un poco mejor.

Que la solidaridad sea el camino por el que optemos siempre, y juntos busquemos cumplir con este gran objetivo de “amar y educar”.

Que Dios los bendiga y que el amor de Cristo que se entregó para que tengamos más vida, reine en nuestra comunidad.

P. Juan Rajimon svd
Representante Legal