Feliz Primavera

Estamos próximos a iniciar una primavera en medio del aislamiento social y la gran crisis sanitaria, que nos recuerda de la necesidad de fortalecernos en la esperanza, aún en medio de tantas adversidades que nos tocan enfrentar.

Esta primavera, sin la tradicional fiesta de Estudiantina, la salida con amigos al parque, el paseo por la costanera en grupos, seguramente quedará marcada en la vida de nuestros niños y jóvenes.

A pesar de todo ello, este tiempo nos invita a reflexionar sobre el valor de la esperanza. El evangelio de San Juan nos da ánimo para iniciar esta primavera con esperanza y fortaleza: “Les digo esto para que encuentren la paz en mí. En el mundo tendrán que sufrir, pero tengan valor, yo he vencido al mundo” (Jn 16,33).

Esta primavera en medio del aislamiento social nos invita a fortalecernos interiormente confiando en nuestro Dios que nunca nos abandona. Así como el reverdecer de la primavera sucede al invierno, también la fuerza espiritual que hay en nosotros, nos permitirá salir adelante a pesar de todo.

Nuestra esperanza se fortalece en el valioso trabajo de nuestros docentes, preceptores, personal administrativo y directivos del colegio, que han puesto un gran esfuerzo en dar continuidad a la actividad educativa utilizando la tecnología como principal herramienta. Gracias a todos los educadores de nuestra casa por su paciencia, perseverancia y entrega generosa.

Y obviamente, el gran protagonista de este tiempo son nuestros alumnos, que han hecho un gran esfuerzo junto a sus familias, aprendiendo desde la casa, enseñándonos del gran potencial y creatividad que tiene cada uno de ellos. Los encuentros virtuales han sido una gran ayuda para seguir conectados con sus compañeros y amistades. ¡A todos ellos deseamos feliz Día del Estudiante el próximo 21 de Setiembre!

Que esta primavera que estamos iniciando, nos recuerde del gran valor de recrearnos como personas, aprendiendo de la naturaleza. La calma del invierno nos haga fuertes y que nos llene de energía para superar las incomodidades y adversidades.

Que sea una gran oportunidad para fortalecernos interiormente desde la fe en Dios, que hace que todo sea posible. El Espíritu Santo sigue rompiendo moldes y renovando nuestras vidas y abriendo nuevos caminos aún hoy.

El 8 setiembre también se celebró el 145 aniversario de la fundación de la Congragación del Verbo Divino, fundada por San Arnoldo Janssen, que nos enseña a confiar en la Divina Providencia. Que la confianza en Dios nos haga superar las dificultades en el cumplimiento de su voluntad.

Que la Madre María sea ejemplo de vida y que nos abra las puertas, para una nueva primavera de la fe, de la confianza en la Divina Providencia y que juntos podamos celebrar en todo lo que nos tocará vivir de aquí en más. ¡Muy feliz Primavera!

P. Juan Rajimon svd
Representante Legal