Volver a Institucional

Ideario

Nuestra institución surge como respuesta al mandato de Cristo: “Vayan y hagan discípulos a todos los hombres, enseñándoles todo lo que yo les he enseñado” (Mateo 28,28). Este mandato fue recogido por el padre Arnoldo Janssen y puesto en práctica con la fundación de la SOCIEDAD DEL VERBO DIVINO (SVD) de la cual el Instituto Roque González es una de sus iniciativas.

Nuestra tarea y misión como Institución Educativa se basa en la existencia de Dios: “A Dios lo confesamos Uno y Trino”. Por el anuncio de la Palabra – EL VERBO DE DIOS, pretendemos que las personas, los hombres y mujeres, de todas las latitudes sean, por medio de la educación, más conscientes de su condición de Hijos de Dios, de su dignidad humana, de sus derechos y también de sus compromisos recíprocos. Nuestro compromiso es con: los que menos tienen y menos pueden. Por eso, nuestra formación verbita, ha de caracterizarse por una cosmovisión cristiana y fraternidad internacional hacia todas las razas y todas las culturas, basadas en nuestra fe católica universal.

Rol de los Alumnos
Asumir con responsabilidad su crecimiento personal de manera integral, abriéndose a las propuestas educativa-cristiana del Colegio, respetando y asumiendo su Ideario y objetivos.

Rol de los Padres
Ejercer la responsabilidad de ser los primeros educadores de sus hijos/as, comprometiéndose a cumplir, sostener, vitalizar y acompañar los principios sustentados en el Ideario y el Proyecto Educativo Institucional del Colegio que han elegido para la educación de sus hijos/as.

Rol de los Docentes
Integrar la Comunidad Educativa asumiendo los principios del Ideario y los objetivos del Proyecto Educativo Institucional con responsabilidad e idoneidad profesional, contribuyendo a la convivencia armónica, respetuosa y solidaria; promoviendo los valores del Evangelio en los distintos contenidos y actividades programáticas y extraprogramáticas, en adhesión a las características y carisma de la Congregación del Verbo Divino.


 

PERFIL DEL ALUMNO

Que sea capaz de:

EN LO RELIGIOSO:
Alcanzar una formación integral desde una concepción cristiana del hombre, mundo y vida. Ser testimonio de la Palabra de Dios con proyección misionera. Promover los valores cristianos en el compromiso cotidiano a la luz del Evangelio.

EN LO ÉTICO:
Reflejar la escala de valores contenida en el Evangelio, siendo consciente de su dignidad personal, respetuoso de los demás, tolerante ante la diversidad ideológica, filosófica y racial. Dignificar y transformar su entrono social con acciones solidarias, altruistas, honestas, justas.

EN LO INTELECTUAL:
Iluminar el mundo del saber y de las ciencias con la fe y los valores del Evangelio, desarrollando el juicio crítico y la capacidad creadora, orientando el discernimiento hacia la justicia, el servicio y la auto disciplina en el marco de una búsqueda constante de la verdad. Buen observador, investigador inquieto, objetivo, crítico y creativo.

EN LO SOCIAL:
Ser partícipe activo en la tarea de construir un mundo mejor, consciente de su deberes, derechos, respetuosos de las ideas u opiniones ajenas. Discernir, con juicio crítico, la manipulación y la comunicación social a través del lenguaje.

EN LO ESTÉTICO:
Desarrollar la sensibilidad por lo bello en la búsqueda del goce estético. Reconocer la presencia del creador en la belleza, armonía y perfección del universo natural.

EN LO CORPORAL:
Reconocerse como un ser creado por Dios, aceptando y respetando su cuerpo. Reconocer y valorar que su cuerpo y espíritu contienen la esencia de su ser.